Thursday, May 11, 2006

Reseña

Bueno, aprovecho que el clima de Bogotá -sumado a la gripa- me tiene sin ir a trabajar para escribir una reseña que estaba debiendo...

The Black Cat Bone en la Libélula Dorada

Para empezar, dos de las personas con las que pensaba ir cambiaron de opinión y quedé con dos boletas de más... que terminé vendiendo a una tercera persona que sólo conocía por internet y que se había quedado sin boletas. Eso fue simpático por varias razones; entre ellas: "hola, tu eres -nickname-?" .. curioso esto del mundo virtual.

El teatro es bastante pequeño, se puede decir que es acogedor; y mi amiga llegó justo a tiempo para que tuvieramos un buen puesto.

Tocaron en formato acústico y eso fue para mí toda una sorpresa; muy distinto de lo que suelen tocar. En general me pareció un concierto muy especial: como (creo que) dijo el guitarrista, el formato acústico resalta lo esencial de las canciones.

Y por supuesto, también tocaron bastante blues, lo mínimo que se podía esperar en un festival de blues. Pero nada que hacer, mis canciones favoritas son las que ellos mismos componen, más aún cuando, en mi opinión, el formato acústico las hace más suaves, más cercanas... como si la textura de la música fuera más tangible.

...me llamó la atención que Sad Song, mi canción favorita en vivo, ya no lo es cuando tocan en acústico. En cambio Heyday, que casi nunca me gusta en vivo (pero sí en el disco) sono MUY bien. Y la canción que ya había mencionado por ahí, We'll meet again, también me gustó mucho más de lo usual, en parte porque asocié una imagen visual muy fuerte con ella: un atardecer. Además, en ese momento el ambiente estaba chévere: desde los músicos hasta el público, todos muy concentrados en la música. Es como cuando hay ciertos instantes de tiempo que se sienten más reales que el resto.

.. lástima que no lo hubieran grabado

Salí muy contenta y como tenía con quién comentar, estuve comentando un buen rato cosas como:
Ver al baterista tocar el bajo en una de las canciones. Muy simpático.. sólo imaginen al sr. muy (muy) concentrado en las cuatro cuerdas, y repasando el par de acordes que va a tocar más adelante en la canción. .. y al final, no olvidarse de darle un toque a los platillos.. (e inmediatamente después, ver al bajista con cara de "sí, chévere, pero présteme mi bajo")

Oir al bajista cantando muy (muy) ronco, un blues que comienza "Cook my breakfast, bring it to my bed" (sonaba excelente, je je, todo malvado)

.. Claro, hubo problemas técnicos, pero eso dio pie a que el guitarrista improvisara..

y al final, arriesgándome a que jd me diga groupie, mientras mi amiga conseguía unas firmas, saludé a algunos del grupo, ya saben "hola que tal, yo soy -nickname- aaaaaaah es usted?"

2 comments: